archivo

03 casal can pere ignasi

*matisos galeria d’art

Aunque nada cambie, si yo cambio, todo cambia
Marcel Proust

Decimos esto porque ya podemos confirmar que ha sabido encontrar un lenguaje propio que permite identificar sus pinturas pero, en el mismo tiempo y esto ya es más difícil, cada vez hace variaciones que resultan sorpresivas. Esto que con las siete notas musicales se pueden configurar infinitud de combinaciones trasladado a la pintura viene a ser la capacidad de englobar en las medidas de una tela un mundo propio que pugna para interrogar a quien se para a contemplarlo. Moscaland, que así denomina Adrover su serie de lienzos, es susceptible de muchas interpretaciones tan individualmente como en su conjunto. La mosca ha tenido a lo largo de la historia del Arte y de la literatura una simbología muy destacada. Quien no recuerda su presencia a las naturas muertas de la pintura flamenca del XVII, quien no recuerda las aristofánicas, sartrianas o machadianas moscas…tantas y tantas moscas como símbolos del efímero, volátil y fugaz, de la putrefacción pero también de la vida que se renueva y transforma desde un virón. ¿Qué nos está planteando estos fondo parecido a imágenes de la superficie terrestre vistas desde el Google earth sobre las cuales campan moscas gigantescas?. ¿Ironía o sarcasmo ante un mundo confitado? Que cada cual busque su propia respuesta o simplemente deje de pensar y disfrute de las coloraciones y disoluciones del color que se deshace dentro de la luz que siempre lo busca. Y allá están los pintores para que conste.

Montserrat Alcaraz

_________________________

03 casal can pere ignasi | planta 00

viernes 3 de agosto de 18:00 a 01:00 horas